¡Parece que fue ayer cuando empezamos! Pero en realidad han pasado 12 semanas desde que abrimos por primera vez nuestros casales de verano en Nou Barris, 12 semanas en las que hemos trabajado sin descanso para ofrecer una alternativa de ocio segura y de calidad a los 281 infantes que han participado en ellos.

Y es que se dice pronto, pero 281 infantes equivalen a 211 familias que han confiado en Tropezando con Suerte para que este verano los cuidemos y los eduquemos en valores, en estos tiempos tan difíciles por la pandemia mundial en la que nos encontramos. ¡Gracias!

Pero todo esto no hubiera sido posible sin nuestro personal educativo: más de 40 profesionales han estado al pie del cañón durante las diferentes semanas de casal. Además, también hemos contado con la ayuda de más de 15 personas voluntarias y de prácticas que han colaborado activamente nuestro proyecto. Sin estas casi 50 personas nada de esto habría sido posible. ¡Gracias!

Tampoco nos podemos olvidar del pilar básico de nuestros casales y es que gracias a la desinteresada colaboración y apoyo de las diferentes direcciones y consejos escolares de la Escola Marinada y del Institut de la Guineueta, nunca podríamos haber llegado hasta aquí. ¡Gracias!

Por último tenemos que agradecer a las empresas e instituciones que han colaborado para que esto salga adelante: Educo, Idilia Foods, Mercadona, Salló, Fundación Barça, Lacer, Federació Catalana de l’Esplai y otras tantas empresas e instituciones que nos han apoyado durante estas semanas. ¡Gracias!

Tropezando con Suerte funciona gracias al perfecto engranaje de todas y cada una de sus piezas (y seguro que nos dejamos alguna de las piezas sin nombrar), sin ellas nada de esto hubiera sido posible, así que gracias por confiar en TcS, gracias por estar ahí y esperamos volver a veros muy pronto.

¡Gracias y hasta pronto!